All Posts By

Roberto Ferrero

Curiosidades Noticias

Actividad solar creciente

Durante las últimas semanas estamos siendo testigos de una creciente actividad solar con fuertes destellos incluso de clase X (los destellos pueden ser de clase C,M o X en función de su potencia siendo estas últimas las más peligrosas). Este pasado fin de semana se produjo un destello de clase M precisamente mientras observábamos el Sol durante una de nuestras actividades. El destello no fue visible en nuestro telescopio pero si las enormes protuberancias solares que aparecen en el siguiente video:

El Sol durante el anterior máximo solar en 2001

El Sol tiene un ciclo de actividad que se repite cada 11 años aproximadamente. Nos estamos acercando al máximo solar del ciclo 24 por lo que estas llamaradas y destellos serán comunes durante los próximos meses, creando hermosas auroras boreales cuando las partículas solares desprendidas llegan a nuestro planeta.  También tendremos oportunidad de ver más y más grandes manchas solares en la fotosfera solar. Recordad que para ver las manchas solares no hace falta un telescopio solar, podéis utilizar el método de proyección que es económico y muy seguro. En un artículo anterior ya hablamos del Solarscope que podemos utilizar incluso en presencia de niños (siempre bajo supervisión de un adulto).

 Si os interesa mucho la actividad solar podéis hacer un seguimiento de su actividad en las páginas de la NASA y la ESA, concretamente los satélites SDO y SOHO se encargan de monitorizar constantemente nuestra estrella.

Roberto Ferrero es monitor y socio fundador de AstroAfición

Share

Consejos

5 objetos de cielo profundo que no te puedes perder este verano y un extra de regalo

En estas fechas es muy probable que muchos de los que nos leéis disfrutéis de vuestras vacaciones en breve si es que no estáis disfrutando de ellas ya. Si es así es posible que vuestro destino cuente con cielos estrellados (la crisis ha hecho que muchos ayuntamientos apaguen parte del alumbrado público que era excesivo y nosotros hemos notado un pequeño descenso en la contaminación lumínica).

Antes de que cerréis la maleta os recomendamos que metáis dentro unos sencillos prismáticos y apuntéis en la lista de destinos a visitar los siguientes objetos de cielo profundo que os recomendamos para las próximas noches de relax. Esperamos que os gusten:

M27. Nebulosa Dumbbell

M27: Esta nebulosa planetaria, conocida con el nombre de Nebulosa Dumbbell se encuentra en la constelación de Vulpécula ( o zorrilla) a unos 1.250 años luz de nosotros. Es fácil encontrarla con prismáticos 3 grados al norte de la estrella gamma Sagitae en la Flecha (Sagita) como una pequeña estrella grisácea irregular. Por supuesto la observaremos mucho mejor con un telescopio donde se nos presentará con forma de “plato” de color blanquecino. El gran reto de las nebulosas planetarias consiste en encontrar la pequeña estrella enana blanca que hay en un interior, pero para ello necesitaremos telescopios de gran abertura. No os preocupéis por ella, la simple visión de los restos de la explosión de esa estrella a través de vuestros prismáticos ya merecerá la pena.

M13. Cúmulo de Hércules.

– M13: El cúmulo de Hércules es uno de los cúmulos globulares más espectaculares que podemos observar. Está a unos 25.000 años luz de nosotros. Mucho más lejos que la nebulosa M27 ¿verdad? Pero no desconfiéis, a través de vuestros prismáticos resultará incluso más espectacular que la anterior. Apreciaréis una “mancha” circular de tono grisáceo muy llamativa, como si fuera una estrella débil pero mucho más ancha de lo normal. Es fácil localizar M13 en la constelación de Hércules, a mitad de camino de la estrella Vega (Lira) y Arturo (Boyero).

M57. Nebulosa del anillo

M57: Sería injusto hablar de M27 y olvidarnos de otra hermosa nebulosa planetaria. En este caso la de la Lyra. Es más pequeña que la anterior, pero también de forma más definida y contrastada. Aparece como un pequeño disco (por eso también se la conoce como Nebulosa del Anillo) en nuestros telescopios y es fácilmente confundible con una estrella a través de los prismáticos. Se encuentra a 2.300 años luz de nosotros, en la constelación que le da nombre, la Lyra. Encontraremos este objeto entre las estrellas Beta y Gamma Lyrae.

Mapa de localización (clic para ampliar)

M6. Cúmulo de la mariposa.

M6: Nos dirigimos ahora hacia el sur, y a las constelaciones estivales de Escorpio y Sagitario. Nuestra primera parada es el Cúmulo de la Mariposa. Se trata de un hermoso cúmulo abierto situado en la constelación de Escorpio a 1.600 años luz de nosotros. Se nos muestra como un conjunto de estrellas muy finas que sugieren el aspecto de una mariposa con las alas abiertas. Al estar este objeto relativamente cerca del centro galáctico obtendremos durante su búsqueda un campo repleto de estrellas que sin duda plantearán la búsqueda en un reto muy apetecible. Apreciar la ligera nebulosidad que rodea a las estrellas del cúmulo será un reto para los ojos más expertos.

M8. Nebulosa de la laguna.

M8: La Nebulosa de la Laguna es en los cielos de verano casi tan espectacular como lo es la nebulosa de Orión en los invernales. Situada en la constelación de Sagitario a unos 5000 años luz de nosotros esta nebulosa de emisión aparece con un característico tono rojizo en las fotografías pero en visual y con nuestros prismáticos solo podremos distinguir una nebulosidad grisácea de forma irregular. No obstante, su observación siempre implica una gran emoción para el observador novel y es uno de los objetos más fotografiados por los astrónomos durante estas fechas.

Mapa de localización (clic para ampliar)

M31. Galaxia de Andrómeda.

M31: Y dejamos el plato fuerte para el final. Eso sí, tendremos que esperar a la madrugada para observar esta majestuosa galaxia, la Galaxia de Andrómeda. Está a 2,5 millones de años luz de nosotros. De todos los objetos que hemos hablado es, con creces, el más lejano (no obstante estamos hablando de un objeto celeste que está fuera de nuestra galaxia, se trata de otra galaxia diferente a nuestra Vía Láctea). No obstante su tamaño y su brillo es tal que incluso podremos apreciarla sin necesidad de prismáticos. Merece la pena pasar unos cuantos minutos observando este objeto y dejar que nuestros ojos se adapten para apreciar poco a poco más y más detalles de esta galaxia. Su visión desde cielos muy oscuros es realmente espectacular. Para encontrarla debemos dirigir nuestra mirada al norte. Allí, en la constelación de Andrómeda que le da nombre, encontraremos este objeto destacando en el cielo.

Mapa de localización (clic para ampliar)

Esperamos que disfrutéis de vuestras vacaciones y veros a todos por aquí de nuevo a la vuelta. Si todavía no tenéis decidido vuestro destino pasaros por Turismo Estelar y allí encontraréis una amplia oferta de hoteles y casas rurales situados en zonas con los mejores cielos de España.

Y si no tenéis prismáticos u os apetece ver estos objetos de los que hemos hablado en nuestros telescopios y desde un sitio con un cielo excepcional os animamos a apuntaros a nuestra astroescapada en agosto para ver las Perseidas. Llevaremos nuestros telescopios y disfrutaréis de éstos y otros secretos del Universo en una actividad divertidísima. ¡Os esperamos!

Roberto Ferrero es monitor y socio fundador de AstroAfición

Share

Astrofotografía AstroReview

Backyard EOS

Hoy queremos hablaros de un programa que os facilitará enormemente la gestión de vuestra cámara Canon EOS si hacéis uso de ella en astrofotografía o queréis realizar timelapses.

Backyard EOS es un software disponible para Windows que por tan solo 30$ (la versión estándar) ofrece interesantísimas funciones. A parte de la gestión de la cámara y un potentísimo intervalómetro que nos permitirá programar disparos de diferente velocidad, ISO, pausas, etc… el programa incorpora una función de ayuda al enfoque muy útil si tu cámara no dispone de LiveView, otra función para capturar vídeos de imágenes lunares y planetarias, y asistencia al alineado a la polar. El programa, totalmente pensado para uso astrofotográfico incorpora una función de “visión nocturna” que vuelve de color rojo todos los indicadores. No obstante también podemos descargar la utilidad gratuita Backyard Red que viene con el programa y que hace lo propio con todo el escritorio de windows. Muy util para prescindir de los celofanes rojos sobre la pantalla.

Durante las pruebas que hemos realizado con BackyardEOS lo que más nos ha sorprendido ha sido la gestión de nombres de los ficheros. En la configuración del programa simplemente tenemos que indicar el nombre de la carpeta donde vamos a guardar los ficheros y después el programa en función de si estamos obteniendo lights, flats, darks o biass los alamacenará en una carpeta correspondiente asignando a los ficheros un nombre basado en el nombre elegido para el objeto, el ISO, la fecha y hora y la temperatura del sensor de la cámara. Esto último es muy útil para aplicar los darks correspondientes a nuestras imágenes en el proceso posterior de tratamiento digital y también para aprovechar “darks enlatados” de otras sesiones con similar temperatura ambiente que podemos utilizar para promediar.

Interesante también es la función Eclipse Framing que nos permite superponer una imagen cualquiera sobre la última imagen obtenida y aplicar una transparencia para conseguir el mismo encuadre y poder seguir haciendo capturas de un objeto de otra noche, por ejemplo, o bien ayudarnos a realizar un mosaico de una zona del cielo.

Otro punto fuerte de este programa es que es capaz de hablar con el software de autoguiado PHDGuiding y habilitar la función de “dithering”, moviendo brevemente la montura entre toma y toma para que los pixeles muertos no queden siempre en el mismo sitio. Esta opción nos permitirá obtener imágenes más nítidas en el procesado posterior.

La captura de video, si bien es una función interesante no es novedosa y ya podíamos realizarla con algunos programas gratuitos. Hay que tener en cuenta que el sensor de las cámaras EOS no es el más adecuado para la fotografía planetaria y no conseguiremos los mismos resultados de resolución y sensibilidad de una CCD pero puede ser suficiente para iniciarnos en el mundo de la astrofotografía planetaria. El programa es capaz de capturar un video AVI con diferentes niveles de sensibilidad del sensor.

Muy relacionado con la captura de video tenemos el asistente al enfoque. En las pruebas que hemos realizado la verdad es que nos ha costado un poco hacernos con él y no hemos conseguido los mismos resultados que al utilizar una máscara de enfoque. Creemos que puede ser un buen complemento para estas máscaras pero difícilmente puede sustituirlas. Un visor con números grandes nos ayudará a encontrar la mayor puntualidad de las estrellas que se consigue únicamente con un correcto enfoque. No desesperéis al enfocar y dedicadle el tiempo que sea necesario, de un buen enfoque depende una buena fotografía.

Por último, la opción de asistencia al alineado puede ser útil si no utilizamos tubo guía pero en ningún caso puede ser rival para los programas de asistencia al alineado a la polar que incorporan algunos programas específicos y que utilizamos con las cámaras de guiado.

En definitiva, creemos que Backyard EOS es un buen complemento para vuestro equipo de astrofotografía, que mejora notablemente la funcionalidad de las Canon EOS utilities que vienen con la cámara en la caja. Por solo 8$ más podemos hacernos con la opción con soporte ASCOM que nos permitirá interconectar el programa con un autoenfocador (seguramente aquí tendrá más juego la función de enfoque automático del programa) o con el propio telescopio.

Si deseas aprender más sobre el mundo de la astrofotografía en AstroAfición organizamos cursos de iniciación para todos los niveles.  Consulta nuestro calendario de actividades.

Roberto Ferrero es monitor y socio fundador de AstroAfición

Share

Consejos

Cómo observar el Sol con seguridad

A la hora de observar el Sol siempre insistimos muchísimo en sus peligros y en la necesidad de utilizar filtros adecuados y contar con la supervisión de alguien con experiencia. No obstante, somos conscientes que ante fenómenos como el próximo tránsito de Venus o los eclipses solares todo el mundo siente curiosidad y no puede evitar intentar observarlo. En este artículo os daremos algunos consejos y recomendaciones de seguridad para poder observar el Sol. No obstante insistimos en nuestra recomendación de contar con la supervisión de una persona con experiencia en observación solar y prestar especial atención a los niños si están observando el Sol con nosotros.

Los peligros de la observación solar

En nuestras actividades de observación solar siempre comenzamos hablando sobre los peligros que este tipo de actividad supone si no se toman las medidas de seguridad adecuadas. En charlas con adultos y mayores insistimos mucho en que NUNCA debemos observar el Sol directamente (y con esto se sobreentiende que tampoco a través de prismáticos ni telescopios, claro). La gente a veces nos toma por tontos porque si intentas mirar al Sol a plena luz del día la verdad es que es muy complicado, instintivamente cierras los ojos o apartas la mirada, tu cuerpo reacciona de manera natural para evitar el deslumbramiento. ¿Pero qué ocurre cuando hay un día nublado o miramos el Sol a través de gafas de Sol, cristales tintados, etc…? Nuestro ojo está recibiendo mucha menos luz y por tanto sí que “nos deja” ver el Sol. Ahí es donde está el peligro. Al recibir menos luz nuestra pupila está más dilatada y entran más rayos de luz pero es que además de luz visible nuestras células oculares están recibiendo radiación infrarroja y radiación ultravioleta y esa radiación las hace polvo. Por eso nuestros ópticos insisten tanto en la necesidad de usar gafas de Sol homologadas, porque unas gafas oscuras sin un buen filtro UV hace que estemos con las pupilas más dilatadas y nuestro ojo reciba una sobredosis de rayos UVA. ¿Sabías que ni siquiera nuestros párpados protegen totalmente al ojo de la radiación solar en días muy soleados? Esto es válido para gafas de Sol no homologadas (atención, las gafas de Sol homologadas tampoco son aptas para observar el Sol directamente), cristales ahumados, CDs, radiografías y cualquier otro remedio casero que alguien os diga que sirve para ver el Sol ¡Así que por el bien de tu vista no los uses!

¿Y qué ocurre en los eclipses solares? ¿O durante el amanecer y el atardecer como por ejemplo el momento en que podremos ver el tránsito de Venus aquí en España? Pues que nos confiamos. Como recibimos menos luz solar y no nos deslumbra nos atrevemos a mirar el Sol sin ninguna protección. Y no nos damos cuenta pero la radiación está ahí, y nuestro ojo no nos avisa. Llega un momento en que dejamos de mirar el Sol y vemos un resplandor o empezamos a ver mal. Puede que nos hayamos producido una  maculopatía solar, una lesión que puede llegar a ser muy grave y en algunos casos irreversible (si, nos hemos cargado el ojo o los ojos para toda la vida, no hay vuelta atrás). Así que durante estos fenómenos astronómicos, hay que extremar las precauciones.

¿Y cómo puedo observar el Sol con seguridad?

Bien, si te has hecho esta pregunta estás en condiciones de observar el Sol. Hay varios métodos seguros para observar el Sol, aquí indicamos algunos:

  • Método de proyección: Es un método barato y seguro. Consiste en dirigir un instrumento óptico (telescopio o prismáticos) y proyectar la imagen sobre una cartulina. Al no estar observando la imagen directamente sino una proyección de la misma no corremos riesgos de dañar nuestros ojos. De esta forma podemos observar eclipses solares, tránsitos e incluso manchas solares. Hay que tener precaución en que no se recaliente el instrumento óptico pero por lo demás es un método muy seguro. En tiendas especializadas podemos encontrar el Solarscope que viene ya totalmente preparado para estos menesteres.
  • Lámina Baader: La lámina Baader es muy conocida entre los astrónomos aficionados. Consiste en una lámina de aspecto metálico (similar al papel de aluminio) que filtra los rayos solares y permite una observación segura del Sol. Podemos recortar la lámina y adaptarla a prismáticos y telescopios o incluso hacernos unas gafas con ella. Con este método tenemos que tener la precaución de que la lámina no presente arañazos ni defectos revisándola siempre antes de utilizarla. Con este filtro podemos observar eclipses, tránsitos y manchas solares.
  • Filtro solar de cristal (Thousand Oaks por ejemplo): Consiste en un filtro que se sitúa en el objetivo del telescopio y es más robusto que la lámina Baader además de ofrecer más detalle de la fotosfera solar. Nos ofrecerá detalles más nítidos del tránsito y de las manchas solares. Debemos asegurarnos de que queda bien fijado al telescopio.
  • H-alfa: Hay telescopios y filtros específicos para la observación en la banda del Hidrógeno Alfa nuestra estrella. Estos filtros nos ofrecen detalles de la cromosfera solar y además de manchas y el tránsito podremos observar protuberancias, fáculas y filamentos así como la granulación del Sol. Son equipos muy específicos y caros al alcance de manos especializadas.
Si vamos a observar el Sol con un telescopio tenemos que tener en cuenta detalles tan pequeños como por ejemplo tapar o desmontar el buscador del tubo antes. No enfocar el Sol sin haber comprobado previamente los filtros (y la correcta sujeción de los mismos al telescopio) o asegurarnos de que nadie tropiece con las patas del telescopio o lo mueva si hay alguien observando (las prisas y los empujones en las colas de los telescopios son a veces inevitables). Los filtros tienen que estar siempre situados en el objetivo del telescopio (es decir, por donde entra la luz) nunca en el ocular (los filtros solares de ocular se vendían hace años con pequeños telescopios y han demostrado ser un peligro grave).
El próximo 6 de junio muchas personas intentarán ver el tránsito de Venus. Siempre que puedas intenta observarlo junto a gente experimentada y si sigues los anteriores consejos de seguridad podrás verlo con tranquilidad y ver muchas más maravillas que nos ofrecen nuestros cielos.

Roberto Ferrero es monitor y socio fundador de AstroAfición

Share