Telescopio

¿Telescopio o prismáticos?

Telescopio-o-prismáticos

Dar los primeros pasos en Astronomía nunca es fácil. Por eso, desde AstroAfición, vamos a intentar hacértelo más llevadero con nuestros tutoriales y aclarar algunos conceptos desde el principio. Ya hemos visto cómo usar un planisferio, ahora veremos por dónde empezar a observar el cielo: ¿telescopio o prismáticos?

Cuando se despierta en nosotros el gusanillo de la astronomía nos ponemos nerviosos, queremos tenerlo todo claro y tenerlo ya. Nos ponemos a mirar telescopios y nos perdemos entre la gran cantidad de modelos, marcas y diseños. Bien, en otra ocasión ya veremos qué tipos de telescopios existen, pero antes de ello necesitamos saber si lo que queremos es un telescopio o si quizá sea mejor empezar con unos “simples” prismáticos. Los telescopios no son la única manera de observar el firmamento y lanzarnos directamente a por uno, sin tener demasiada experiencia, puede ser un error y lo más probable es acabe cogiendo polvo en el trastero. Debemos de saber que, incluso a simple vista, podremos observar gran cantidad de objetos celestes -si sabemos donde mirar- como las Pléyades, la Galaxia de Andrómeda, el Doble Cúmulo de Perseo, y por supuesto, los planetas más brillantes del Sistema Solar y la Luna. Si todo esto podemos observarlo a simple vista, con un medio más potente pero modesto, asequible y manejable como unos prismáticos, podremos llegar a observar mucho más. Vamos a ver las diferencias entre prismáticos y telescopios, qué se puede observar con cada uno y qué ventajas e inconvenientes presentan. Empezamos.

Prismáticos Bresser 10x50. LidlPrismáticos Bresser 10×50. Lidlprismáticos por 20€ Foto: Roberto Bravo

1. Peso, manejo y usabilidad.

Una de las primeras cosas que debemos tener en cuenta a la hora de comprar -o no comprar- un telescopio es qué uso le vamos a dar. No servirá de nada comprar un telescopios de 30kg si tenemos una hernia de disco y no lo vamos a poder montar o uno de metro y medio si no va a caber en nuestro coche. Parecerá absurdo pero peores cosas se han visto. Por tanto, el peso es un dato que deberemos de tener en cuenta. Los prismáticos los podremos llevar a todas partes de manera mucho más cómoda que un telescopio, lo que nos dará pie a usarlo en un mayor número de ocasiones. Además, su uso es indiscutiblemente mucho más intuitivo que el de un telescopio.

Por otro lado, ¿quién no tiene unos prismáticos por casa? Cualquier prismático nos servirá para empezar a observar el firmamento, aunque al final de este artículo veremos qué caracterísitcas debemos tener en cuenta a la hora de elegir unos prismáticos para astronomía.

Telescopio al atardecer – Foto: Roberto Bravo

2. Precio y modelos

También es evidente que el precio de unos prismáticos puede ser mucho más reducido que el de un telescopio. Existen prismáticos decentes a precios muy asequibles, mientras que para encontrar un telescopio con un mínimo de calidad tendremos que gastarnos mucho más. Aquí podrás encontrar multitud de prismáticos.

– El caso de los Lidlmáticos – Bresser 10×50. :

Unos prismáticos muy conocidos entre los aficionados a la astronomía son los Bresser 10×50 que, de vez en cuando, saca el Lidl a la venta. Este peculiar comercio nos ofrece la posibilidad de adquirir unos prismáticos decentes por tan sólo 20€. Eso sí, hay que estar atentos a cuándo salen a la venta, ya que las ofertas no suelen durar muchos días. Sin embargo, no hay que confundirlos con otros modelos que también ofertan y que no son tan buenos.

3. Visión binocular.

En general, la visión binocular resulta más cómoda, puesto que al mirar con los dos ojos a la vez el cerebro trabaja como de costumbre, recibiendo la misma información por cada ojo en vez de sólo por uno, como ocurre con los telescopios. Esto hace que tengamos la vista más relajada y que podamos observar de manera más tranquila y percibiendo más detalles. Sin embargo, hay mucha gente que es incapaz de juntar ambas imágenes y, por mucho que se esfuercen, no dejan de ver dos imágenes independientes. Antes de comprar unos prismáticos, aseguráos que éste no es vuestro caso.

prismáticosGama de Prismáticos Ultralyt

4. Qué se puede observar

Quizá la pregunta que más os habéis planteado hasta llegar aquí es: ¿qué se puede observar con unos prismáticos? o, ¿cuál es la diferencia con un telescopio? Las diferencias a la hora de observar son muchas pero las podemos resumir en dos conceptos:

– Campo y aumentos. Los prismáticos nos permiten observar regiones del cielo muy amplias mientras que los telescopios, al tener un número más elevado de aumentos, nos ofrecen un campo de observación más pequeño. Esto hace que los prismáticos no sean adecuados para observar objetos que requieran muchos aumentos -como planetas o estrellas dobles- pero sí que serán la mejor herramienta para difrutar de grandes cúmulos estelares o grandes nebulosas y galaxias. Por ejemplo, es mucho más interesante observar el núcelo de la Vía Láctea con prismáticos que con telescopio. A lo ya dicho hay que añadir que en los prismáticos el número de aumentos es una caracterísitica fija, mientras que en los telescopios podemos variar el número de aumentos usando unos oculares u otros.

5- Los prismáticos en astronomía. Características.

A la hora de escoger unos prismáticos debemos fijarnos en varios aspectos:

Aumentos y diámetro: Todos los prismáticos vienen referidos por dos números -10×50, 7×50, 12×60, 8×40, etc-. El primer número nos indica los aumentos y el segundo número el diámetro del objetivo en milímetros. Cuanto mayor sea el diámetro, mayor será la cantidad de luz que capte y, por lo tanto, podremos observar objetos más débiles pero también hay que tener en cuenta que cuanto mayor sea el diámetro del objetivo, mayor será su peso y nos costará más que no nos tiemble el pulso. De igual manera, un número mayor de aumentos no siempre será mejor, es decir, si observamos con más aumentos, nuestro pulso afectará más a la imagen y será más complicado que no temblemos. Hay que encontrar un equilibrio entre ambos.

Pupila de salida: es el diámetro en milímetros del cono de luz que llega a nuestro ojo y se obtiene diviendo el diámetro del objetivo entre el número de aumentos (p.ej: en unos 10×50. 50/10=5mm de pupila de salida). Este parámetro es mucho más importante de lo que se piensa y debemos de tener en cuenta las condiciones en las que vamos a observar. La pupila humana en condiciones óptimas llega a dilatarse hasta un máximo de 7mm, pero este número se ve reducido si no estamos en condiciones de oscuridad total y también se va reduciendo con la edad. Así pues, si tenemos unos prismáticos 7×50 con una pupila de salida de 7mm y estamos observando desde un núcleo semiurbano (nuestras pupilas no superarán los 5mm de diámetro), gran parte de la luz que captan los prismáticos no entrará en nuestro ojo y la estaremos perdiendo. Por ello, los prismáticos más adecuados para astronomía son los que nos dan una pupila de salida de unos 5mm, como los 8×40 10×50, 12×60, 15×75, etc.

Peso. Parece que ya hemos reducido los tipos de prismáticos a unos pocos pero todavía nos queda averiguar si nos interesan unos 8×40 o unos 15×75. Resulta evidente que unos 15×75 podrán captar mucha más luz que unos 8×40 y que con ellos veremos más detalles. Esto es cierto, pero sujetar unos 15×75 a pulso puede ser realmente complicado, por lo que volvemos otra vez al tema del peso. Unos 10×50 son ideales para usar a pulso en condiciones normales, no pesan más de 1kg, son fáciles de usar y tienen un diámetro de 50mm -nada despreciable si lo comparamos con nuestras “pequeñas” pupilas de 5 o 7mm-. Hay quien no puede usar unos 10×50 sin temblar demasiado y arruinar la observación y hay quien puede usar unos 12×60 sin ningún problema pero, por norma general, a partir de 10×50 lo adecuado es usar un trípode para prismáticos. Por tanto, si vamos a usar unos 15×75 necesitaremos, casi obligatoriamente, un trípode. Esto hace que la sencillez y la usabilidad de los prismáticos ya no sean tan ventajosas frente a un telescopio. Sin embargo, los prismáticos siguen ofreciendo una visión binocular -más cómoda para muchos- que los telescopios no tienen.

En otra ocasión hablaremos de los distintos modelos, marcas y precios que existen en el mercado.

Con todo este artículo no pretendemos convencer a nadie de comprarse unos prismáticos ni de que ésto sea lo correcto. Yo mismo empecé directamente con un telescopio y me ha ido de maravilla. Lo que sí que queremos dejar claro es que empezar por unos prismáticos quizá sea la mejor manera de asegurarnos que este reciente interés por la astronomía no es un capricho pasajero y que realmente nos gusta y disfrutamos con ello. Si descubrimos que ese interés realmente se ha convertido en afición, es cuando debemos plantearnos la compra de un telescopio.

Agenda-de-actividades

Fundador y coordinador de AstroAfición. Desde 2009 me dedico de forma activa a la astronomía, impartiendo todo tipo de cursos y talleres.

Share

Related Posts

7 Comments

  • Reply
    fernando
    11/02/2011 at 14:36

    Y ahora que hago con mi telescopio.
    Cada vez que tengo que montarlos, los niños se acaban cansando de mi.

    • Reply
      Roberto Bravo
      13/02/2011 at 13:08

      Hola Fernando,

      No te preocupes, en las próximas entradas trataremos temas más prácticos como qué tipo de telescopios hay y cómo se montan. Estate atento y no dudes en consultarnos tus dudas. Seguro que aprendes a montarlo en un tiempo récord y puedes disfrutar con tus hijos de la astronomía.

      un saludo,
      Roberto Bravo

      ASTROAFICIÓN

  • Reply
    Vicente
    20/05/2012 at 01:49

    Muy interesante todos los comentarios, si miro con unos prismaticos de 10 por 50 cuantas veces me acerca lo que miro, y que % de vision real sin prismaticos se reduce al mirar por ellos.Me gustaria saber los diferentes los distribuidores o importadores que tenemos en España, sabe si siguen importando una marca rusa que se llamaba noka o algo parecido gracia

  • Reply
    Susy
    10/12/2012 at 11:35

    Buenos dias!!
    Tengo unos prismaticos ESCHENBACH VEKTOR 5-15X21 y nos hemos aficionado a ver las estrellas y planetas….. y quisiera comprar un telescopio. El problema es que no tengo ni idea y tengo varias dudas : si comprar otros primaticos con mas resolucion o ir directamente a un telescopio? Que me recomendais??? Mi presupuesto seria no mas de 150 euros.
    Muchas gracias!!!!

    • Reply
      Astroafición
      10/12/2012 at 15:46

      Con un presupuesto tan bajo te recomendamos que intentes ahorrar algo más de dinero e ir a por un telescopio algo mejor. Si ya tienes prismáticos puedes seguir utilizándolos hasta que ahorres lo suficiente para comprar un telescopio de buena calidad (mínimo 300€). Tienes algunos modelos en el mercado bastante asequibles y orientados al usuario de iniciación que además pesan poco y son sencillos de utilizar. La serie ETX de Meade es un buen ejemplo. ETX-70, ETX-80 por ejemplo.

      Telescopios por menos de 300€ son normalmente una mala compra por la poca calidad de sus componentes y su baja resolución.

      Saludos.

  • Reply
    alex ian
    08/07/2015 at 01:17

    Hola, muy buenas!! necesito un poco de ayuda,estoy como loco por empezar a observar el cielo con mis prismaticos,pero este mundo es muy amplio y estoy very perdido,por lo que pude leer en muchos sitios lo ideal para empezar son unos prismaticos 10×50 bak-4 prisma porro abertura de pupila de 7mm, pero nose cual comprarme ademas mi presupuesto es como mucho de 70 €,si sabeis alguna marca fiable o algo os lo agradeceria un monton , saludos!!

  • Leave a Reply